sábado, 18 de septiembre de 2010

LAS CONSECUENCIAS DE LA MINERIA SUBTERRANEA

MINERIA SUBTERRANEA

AGUA

La construcción de galerías subterráneas desestabiliza el régimen de aguas en la roca, debido a la creación de nuevos conductos de agua. El desagüe de minas (bombeo) puede provocar un descenso considerable del nivel freático, lo cual, además de otros efectos, degrada seriamente la vegetación en la zona afectada.

La minería subterránea contamina las aguas freáticas de diversas maneras. Las aguas de mina son una fuente importante de contaminación, al igual que las soluciones utilizadas en la lixiviación in situ y los refrigerantes que se escapan durante los trabajos de apertura de pozos y cuadros.

Las aguas de superficie provenientes de la lixiviación de terreros y de otras fuentes también pueden infiltrarse en las aguas subterráneas y alterar su calidad

El descenso del nivel freático repercute en la vegetación, pudiendo causar la desecación de ríos, lagos, etc. Asimismo, puede producir asentamientos del terreno que afectan a las construcciones. Por otra parte, la modificación del régimen hídrico en muchos casos conlleva efectos negativos para la población y la fauna (por ejemplo, merma de las reservas de agua potable).

HUNDIMIENTOS

Los daños más importantes ocasionados por la minería subterránea en la superficie del terreno son los hundimientos. Estos incluyen asentamientos, desniveles, curvaturas, deslizamientos, así como el estiramiento y la compresión de la superficie. Los mayores daños se presentan en instalaciones de infraestructura y edificaciones, así como en el medio ambiente natural. Los sistemas de conducción de agua (canales, ríos, etc.) son sumamente sensibles al más mínimo cambio en la inclinación del terreno.

VIBRACIONES

En las operaciones mineras subterráneas a gran escala, se perciben en la superficie las vibraciones causadas por las voladuras y los movimientos tectónicos inducidos por la minería. De igual forma se da lo que comúnmente se denomina golpe de aire en los socavones y galerías que provoca derrumbes en las construcciones superficiales. Obligando al desplazamiento de las zonas habitadas de la superficie.

RESIDUOS

Las actividades mineras tienen como resultado la formación de escombreras en las inmediaciones de la mina, en las cuales se acumula el estéril proveniente del avance del tajo y de las galerías. Alteran el paisaje y lo dejan inutilizado para las actividades humanas.

El mayor riesgo de contaminación proviene de los montones de mineral a tratar, este riesgo se da tanto en la minería subterránea y superficial y comprende:.

DRENAJE ACIDO DE LA MINERIA.

El drenaje de roca ácida (DRA) es un proceso natural a través del cual el ácido sulfúrico se produce cuando los sulfatos de las rocas son expuestos al aire libre o al agua. El drenaje de la minería ácida (DAM) es esencialmente el mismo proceso, solo que magnificado. Cuando las grandes cantidades de roca que contienen minerales sulfatados, son excavadas en tajo abierto o en vetas en minas subterráneas, estos materiales reaccionan con el aire o con el agua para crear ácido sulfúrico. Cuando el agua alcanza cierto nivel de acides, un tipo de bacteria común llamada "Tiobacilus Ferroxidante", puede aparecer acelerando los procesos de oxidación y acidificación, lixiviando aun más los residuos de metales de desecho.

El ácido lixiviara la roca mientras que la roca fuente este expuesta al aire y al agua. Este proceso continuara hasta que los sulfatos sean extraídos completamente; este es un proceso que puede durar cientos, o quizás miles de anos. El ácido es transportado desde la mina por el agua, las lluvias o por corrientes superficiales, y posteriormente depositado en los estanques de agua, arroyos, ríos, lagos y mantos acuíferos cercanos. El DAM degrada severamente la calidad del agua y puede aniquilar la vida acuática, así como volver el agua prácticamente inservible.

CONTAMINACION POR METALES PESADOS Y LIXIVIACION.

La contaminación por metales pesados es causada cuando algunos metales como el arsénico, el cobalto, el cobre, el cadmio, el plomo, la plata y el zinc, contenidos en las rocas excavadas o expuestos en vetas en una mina subterránea, entran en contacto con el agua. Los metales son extraídos y llevados río abajo, mientras el agua lava la superficie rocosa. Aunque los metales pueden ser movidos en condiciones de pH neutral, la lixiviación es particularmente acelerada en condiciones de pH bajo, tales como las creadas por el drenaje ácido de la minería.

LA CONTAMINACION QUIMICA.

Este tipo de contaminación ocurre cuando algunos agentes químicos (tales como el cianuro, ácido sulfúrico, pero sobre todo los reactivos químicos usados en los métodos de flotación, utilizados por compañías mineras para la separación del material deseado, del mineral en bruto) se derraman, gotean, o se trasladan del sitio minero a un cuerpo de agua cercano. Estos químicos pueden ser también altamente tóxicos para los humanos y la fauna.

RELLENO HIDRAULICO

Después de que la roca de desperdicio es removida y el mineral en bruto extraído, este ultimo debe ser procesado para separar el mineral deseado de las porciones sin valor. Una vez que los minerales han sido procesados y recuperados, la roca sobrante se vuelve otra forma de desperdicio minero llamado jale. Los jales mineros usualmente contienen los mismos metales pesados tóxicos y formaciones de ácido mineral que produce el desecho de roca. También pueden contener agentes químicos usados para el procesamiento del mineral en bruto, tales como cianuro o ácido sulfúrico. Los jales son usualmente colocados en la superficie, en áreas de contención o en lagunas de oxidación, y en un numero creciente de operaciones bajo tierra, donde el desecho es usado como relleno para las áreas que fueron excavadas. los contaminantes de los desechos mineros pueden lixiviar hacia la superficie o a los mantos de agua subterránea causando una contaminación seria que puede perdurar durante muchas generaciones y dejar inutilizados los mantos acuíferos.

INFORMACION COMPLEMENTARIA:

No hay comentarios:

Publicar un comentario